Lleva la fiesta en paz con tu roomie.

Publicado el viernes 8 de diciembre

Elegir a un roomie puede ser mucho más complicado que elegir tu propio depa, ya que será la persona con la que compartirás un sinfín de escenarios, que van desde la fiesta de cumpleaños  hasta compartir el baño. Incluso si la relación que tienes con esa persona ha sido de años, seguro será complicada si no se llega a una organización antes de compartir departamento o casa.

Aquí te daremos algunos tips para que puedas llevar la fiesta en paz con tu roomie.

  1. Construyan condiciones y responsabilidades. Éstas deben ir de acuerdo con la personalidad de cada uno.  Sin embargo, se debe establecer un acuerdo sobre lo que estará permitido y lo que no, respetando en todo momento las costumbres y tradiciones del otro.  Pueden organizarse con un tipo de reglamento básico.  Por ejemplo, horarios de fiesta, limpieza de áreas en común, mascotas y comida. Y todo suponiendo que ambas partes lo cumplirán. Incluso, en caso de decidirlo, pueden agregar sanciones mínimas, es decir, si alguien no cumple con la limpieza del área en común, pagará una cuota de “x” pesos que se utilizará posteriormente para cubrir los servicios o el mantenimiento, o incluso las cervezas del próximo partido o tarde de Netflix.

 

  1. Mantengan la comunicación en todo momento. La comunicación es la base de la civilización, es imposible que los seres humanos comprendan sus necesidades si no existe comunicación. Así que siempre manténte en constante comunicación con tu roommie, si por algún motivo no se realizó alguna tarea, es importante platicarlo y buscar una solución juntos. Nunca des por hecho algo o lo dejes pasar, incluso si algo que no establecieron al principio llega a ser molesto, también busquen solución y háblenlo, antes de que pueda provocar un verdadero conflicto.


 

  1. ¿Y los muebles? . Si necesitan amueblar el departamento o la casa, deben organizarse para comprar distintas cosas que, en caso de apartarse, cada uno pueda conservar lo que aportó y así evitar algún conflicto de separación de bienes. Es decir, si necesitan una lavadora y una estufa, deben invertir por separado dependiendo de lo que cada quién a futuro desee conservar. Organicen una lista de las cosas que necesitan y divídanla.

 

  1. Sobre los pagos. La mejor idea para mantener este punto a salvo, es que hagan un calendario con las fechas de cada pago y anticiparlas con mínimo 5 días al límite, así evitarán que falte algún servicio o tengan un imprevisto, también hagan un rol de quién debe encargarse de cada pago, estableciendo la responsabilidad en cada integrante.


 

  1. Confianza y Paciencia. Esta última es la más difícil de mantener, considerando que no en todo momento nos encontramos de humor, ambos deben saber que independientemente de la frecuencia y profundidad de la convivencia, en todo momento debe mantenerse el respeto por la forma de ser y pensar del otro. Así también que la confianza permanezca durante la estancia de ambos, sin que haya roces, por ejemplo que los dos sepan que hay confianza para tomar un poco de leche que compró el otro, sin abusar de ello. Establecer esta confianza y mantenerla, es complicado, pero en base al resto de los puntos, la convivencia será mucho más sana.

 

Para concluir, también es importante nunca dejar a un lado la amistad que se tiene o se logre. De vez en cuando recuérdale a tu roomie lo importante que es su presencia en el depa y planeen actividades para fortalecer este punto, recuerda:

 

#EsDeRoomies… cenar juntos.